No nos enseñan a fracasar y así nos va

No nos enseñan a fracasar y así nos va

No interesa en la escuela, en el colegio, en el instituto o en la universidad que sepamos sobre el fracaso. No nos enseñan a fracasar y así nos va.

No se enseña nada sobre la pérdida, sobre el fracaso, sobre qué sucede si no logras tus objetivos. Pero peor aún, si no lo intentas, desde luego que tampoco podrás saber hasta dónde puedes llegar.

No pasa nada por cambiar los objetivos

No pasa absolutamente nada por cambiar los objetivos, es más, si no los cambias mal vas, porque el mundo, la sociedad, sí cambia.

Por ese motivo es importante revisar tus planes, tus objetivos, tu negocio, tu idea emprendedora, tus relaciones (esas que te harán llegar a tus objetivos)

Cada seis meses viene bien darle un repaso a todo, cambiar los objetivos puede ser un dolor de cabeza. Pero si los realizas con sentido y trazando un nuevo plan de acción, serás mucho más consciente. Esos nuevos objetivos se ajustarán infinitamente mejor a ti, a tu idea, a tu negocio, a la realidad que nos rodea e incluso a tu propia realidad.

Tener un negocio estático sí puede ser un fracaso

No intentes tener un negocio estático porque no va a funcionar y menos ahora en este punto en el que estamos que todo es incertidumbre. Que todo se mueva y tu no te muevas, no modifiques objetivos, ni tu plan de acción, ni nada, puede llevarte al fracaso. En caso de que así sea, toma nota de todo y estudia para modificar y ajustarte más al mercado musical.

Mira el «fracaso» como una experiencia que te da datos, que te da información importante para seguir adelante.

Necesitas tener unos objetivos ambiciosos, pero también realistas, alcanzables. No te creas que esto es fácil. Hace falta conocerse mucho a sí mismo para saber dónde estás. ¿qué contactos tienes? ¿quién te puede ayudar? ¿de cuánto dinero dispones? ¿estás en posición de pedir un crédito? ¿tienes cargas familiares? ¿tu idea de negocio necesita mucha inversión? Todas estas y muchas más preguntas te sitúan en la realidad, cuanta más información tengas de ti, de lo que te rodea y del mercado, menores serán los fracasos.

😏¿Te has analizado para saber cuál es tu realidad y qué objetivos te puedes permitir cumplir?